martes, 30 de junio de 2009

PALOMAS NECIAS QUE IMITAIS AL HOMBRE SIN RAZON

¡Ay como me duelen ay!
las marginales palomas
aledañas a la Panamericana Sur
En basureros tan pobres como sus dueños
circundados de moscas y frustración
ensucian su bello plumaje
¡No les importa tener movilidad !
Timoratas
obnubiladas
no se atreven a planear en plaza mayor
Nadie sabe por qué se quedaron
si por baja estima,masoquismo
adicción
Tremolantes bucólicas prefieren
disputar un duro mendrugo de pan
y no desentumecer sus espléndidas alas
¡ Y volar!
¡Ay cómo me duelen las palomas
que temen a la libertad!

2 comentarios:

maritza dijo...

Cuánta sabiduría y cuánta sensibilidad, amiga de la vida, amiga del amor...

Luis dijo...

Lamentablemente son demasiadas las alas que no se ocupan, casi tantas como las mentes vacías o los corazones indiferentes al amor.